0

Carrito

Alpaca Ball: Allstars y otras leyendas atípicas del deporte

La espera ha acabado. Las alpacas de Salt Castle Studio y Badland Publishing ya están en el campo y el balón está a punto de rodar. Desde hoy, los usuarios de Nintendo Switch y Steam podrán disfrutar de Alpaca Ball: Allstars, el arcade de fútbol más original de todos los tiempos. ¿Quién quiere meter goles con un coche cuando puedes hacerlo con UNA ALPACA?

 

Selecciona una alpaca, customiza su pelaje y complementos y salta al campo para vivir el fútbol como nunca lo habías hecho. Utiliza la fuerza y elasticidad del cuello de tu alpaca para marcar goles increíbles en frenéticos partidos en los que la única regla es ganar. Usa los límites del campo para realizar carambolas, embiste a tus rivales y recurre a todo tipo de poderes especiales para darle la vuelta al marcador: desde empequeñecer a los otros jugadores hasta duplicar la longitud de tu cuello.

Podrás girar el cuello de tu alpaca en un sentido u otro, dependiendo del botón o tecla que pulses, lanzando auténticos misilazos hacia la portería rival, aunque vigila bien hacia dónde esté mirando tu alpaca en ese momento… porque podrías meterte un gol en propia puerta. La realista física del balón hará el resto. Aunque esto también variará dependiendo de la pelota con la que te toque jugar en cada partida. En Alpaca Ball: Allstars también hay que aprender a marcar goles con pelotas de playa, balones de rugby ¡e incluso dados!

Alpaca Ball Allstars te permitirá jugar con un amigo en una épica campaña cooperativa que te llevará a visitar distintos campos de Sudamérica y Europa y, por supuesto, también podrás organizar partidos contra otros jugadores humanos (o contra la CPU): hasta ocho alpacas en equipos de 4 Vs 4 podrán verse las caras, de manera local en Nintendo Switch y local y online en Steam, a través de “Steam Remote Play”.

Alpaca Ball: Allstars ya está disponible, en formato digital, para Nintendo Switch y Steam. Salt Castle Studio y Badland Publishing se enorgullecen de añadir un clásico más a una larga tradición de delirantes arcades deportivos que se remonta prácticamente a los albores de la historia de los videojuegos. Por que si algo nos gusta más que competir con amigos, es hacerlo sin reglas y de la manera más chiflada posible. Por eso hemos querido recuperar algunos clásicos que se inspiraron en conocidos deportes para crear obras únicas. ¿A cuántos habéis jugado?

Battle Soccer: Field no Hasha

Podríamos haber elegido cualquier otro título de fútbol protagonizado por mascotas (hasta Mega Man llegó a marcar goles en otro clásico de SNES), pero pocos llegaron a rozar el delirio tanto como Battle Soccer: Field no Hasha, un lanzamiento de Banpresto para la Super Famicom (la SNES japonesa) de 1992. Este arcade futbolero estaba protagonizado por las versiones “cute” de iconos del calibre de Godzilla, King Ghidorah, Ultraman, Gundam o Kamen Rider. Un auténtico festín para los fans del anime y el cine Kaigu Eiga, que por desgracia jamás llegó a ser distribuido fuera de su Japón natal.

Pigskin 621 A.D.

Seguro que la estética de esta brutal recreativa de Bally Midway os recuerda a los míticos Rampage y Arch Rivals. No es de extrañar, porque al frente del equipo que lo gestó estaban Jeff Nauman y Brian Colin, los diseñadores de aquellos clásicos arcade. De hecho, Pigskin 621 A.D. podría describirse como un cruce cazurro entre Arch Rivals, el medievo y el fútbol americano. El objetivo del juego era sobrevivir, literalmente, en un campo plagado de trampas mientras intentábamos alcanzar la zona de puntuación rival. Y todo ello, por supuesto, sin reglas ni árbitro. A puñetazos. El juego acabaría siendo adaptado a Mega Drive en 1992, con el título de Jerry Glanville’s Pigskin Footbrawl.

Ninja Golf

Todo un clásico en cualquier top de juegos chiflados, Ninja Golf fusionó en 1990 dos conceptos tan opuestos como el deporte favorito de los jubilados yanquis y los enmascarados y sigilosos asesinos japoneses. La carátula de esta pequeña joya de Atari 7800 prometía lo que daba: encarnar a un ninja decidido a completar cada hoyo, enfrentándose por el camino contra monstruos, animales enfurecidos y otros enmascarados. Como juego de golf no tenía ningún sentido, como arcade de acción era mediocre, pero la fusión de ambos elementos hicieron de Ninja Golf toda una leyenda.

World Games

Tras triunfar en multitud de sistemas con Summer Games y Winter Games, en 1986 Epyx quiso ir más allá en su afán por recrear eventos deportivos y reunió las pruebas más exóticas de todo el planeta en un título que acabaría llegando a todos los sistemas de la época, desde los ordenadores de 8 y 16 bits hasta NES y Master System. Más variado no podía ser: Halterofilia (Rusia), Ski de Slalom (Francia), Andar sobre troncos (Canadá), Clavado (México), Lanzamiento de troncos (Escocia), Monta de toro (Estados Unidos), Salto de barril (Alemania) y Sumo (Japón).